Los padres de una víctima de la matanza de Florida: “Nuestra batalla contra las armas es para siempre”

Joaquín Oliver Padauy vivió 17 años y tuvo tres nacionalidades. Venezolano por nacimiento, estadounidense por arraigo y español por herencia de su abuela de Bilbao, cuya familia huyó de España a América durante la Guerra Civil. «Mi madre recordaba los bombardeos», dice Manuel Oliver Urbano, 50 años, un padre destrozado, en el patio interior de su casa. En los pies lleva calzadas las últimas zapatillas de baloncesto que se compró Joaquín, fallecido en la matanza de Parkland el 14 de febrero.

Seguir leyendo.

Portada Edición América de EL PAÍS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*