LeBron: triple-doble en febrero y primer 30.000+8.000+8.000

Probablemente no haya mejor síntoma de la felicidad de LeBron James tras la revolución en el roster de los Cavaliers que su sonrisa, la que ha paseado desde entonces y la que no se quitó de la cara en todo el All Star Weekend en la soleada L.A. Pero hay más medidores: su inclinación a jugar los 82 partidos por primera vez en su carrera (jugó 81 en la 2008-09) y su primer triple-doble promediado en un mes natural. Antes lo habían hecho Robertson (11 veces), Westbrook (5) y Chamberlain (2). En un febrero corto y con parón del All Star los Cavs han jugado 10 partidos (6-4 entre unas cosas y otras) y las medias de LeBron han sido: 27 puntos, 10,3 rebotes y 10,5 asistencias. De hecho, en los siete partidos desde la tormenta de traspasos suben a 28,1+10,3+10,5.

Eso tras ganar a los Nets (129-123) con un sufrimiento que demostró que la luna de miel de este nuevo roster duró poco pero que el equipo está vivo, que hará mucha falta Kevin Love en playoffs y que, al fin y al cabo, LeBron tiene una plantilla que se adapta mejor a él (y con más piernas) pero que llegará exactamente hasta donde él pueda llevarla con ese baloncesto hercúleo que produce casi silbando. En este partido, 32 puntos, 12 rebotes y 11 asistencias. Aunque ante un rival muy propicio también hicieron falta los triples de Korver para enderezar el mal inicio del equipo, 26 puntos de un George Hill que parecía peleado con los aros de The Q y 10 (de 15 totales) en el último cuarto de Rodney Hood, uno de las wildcard del equipo, que anotó un 2+1 fundamental a falta de 40 segundos y con 120-121 en el marcador. Así de apurada estuvo la cosa gracias al empuje de D’Angelo Russell (producto de Ohio State, hay que recordar: anotó 25 puntos) y la contribución de LeVert, Crabbe, Carroll y Jarrett Allen, un pívot rookie con mucho potencial y que va cuajando (13+5).

Los Nets sumaron un triunfo que, no lo olvidemos, les ayuda para el futuro: tienen el famoso pick de primera ronda de los Nets que no quisieron traspasar en febrero. Ahora, los de Brooklyn son el séptimo peor equipo pero suman 9 derrotas en 10 partidos. Además, los Cavs mantienen medio partido de ventaja sobre los Wizards, que aprietan como lobos desde (qué cosas…) la lesión de John Wall.

Pero la historia es LeBron, claro: 12 triples-dobles esta temporada (4 en febrero) por 13 la anterior: 25 y una media de, por ahora, 12,5 cuando en sus 13 primeros años no pasó de 3,2 por temporada (42 totales). Además, alcanzó las 8.000 asistencias y se convierte en el primer forward en hacerlo. Y es el primer jugador de la historia con al menos 30.000 puntos (séptimo en el ranking histórico), 8.000 rebotes (61º) y 8.000 asistencias (11º). Y mañana recibe a los Sixers entre rumores de que Philadelphia podría realmente estar entre sus posibles destinos para la próxima temporada. LeBron, LeBron, LeBron. Todo, al fin y al cabo, sigue girando en torno a él en la NBA. Su reinado está muy lejos de terminar.

 

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*