Pau Gasol: «Marc debería estar molesto. Es una buena señal»

Esta madrugada los Spurs reciben a los Grizzlies en el último enfrentamiento entre ambos equipos esta temporada. O lo que es lo mismo, Pau Gasol tratará de conseguir el barrido ante su hermano Marc y poner el 4-0 a favor de la cuenta del hermano mayor.

Los Grizzlies aterrizan en San Antonio hundidos, en el peor momento de la historia reciente de la franquicia y con una racha de 13 derrotas consecutivas. Su última victoria llegó ante los Suns el pasado 29 de enero. Una crisis en toda regla que hizo que uno de sus jugadores franquicia, el propio Marc, mostrase su frustración hace unos días: «Esta liga no es para desarrollar jóvenes, para eso hay otra competición que además tiene equipo aquí en Memphis. Esto es un campeonato profesional; es la NBA, no la G-League«.

Un sentimiento que entiende y comparte su hermano Pau. «Por supuesto que está molesto. Debería estarlo. Cualquier jugador que compite y se preocupa debería estarlo. Viniendo de un líder es una buena señal. Está poniendo su cuerpo en la línea de batalla y no abandonándose«, explica el jugador de los Spurs en declaraciones que recoge Ronald Tillery en el Commercial Appeal.

«Lo que le he dicho es que dé lo mejor de sí y siga compitiendo. Es la única cosa que uno puede controlar: tu esfuerzo, ética de trabajo y mentalidad con la que afrontas los partidos. Es ajeno a ti que uno de tus mejores jugadores, Mike Conley, esté fuera todo la temporada y que uno de tus mayores apuestas en el mercado, Chandler Parsons, tenga un problema físico que va a más«, prosigue el dos veces campeón de la NBA.

Durante el primer tramo del curso se habló mucho del hipotético traspaso de Marc que, finalmente, no llegó. Al menos hasta que se reabra el mercado el próximo julio. Preguntado al respecto, el mayor de los Gasol se refirió a la diferente situación que él vivió hace una década cuando pidió el traslado de Memphis en comparación con la de Marc. «Llegó un punto en el que necesitaba irme a otro sitio para tener la oportunidad de ganar, irme a una franquicia que me aportase una mayor consistencia. Eso es lo que quería entonces, cuando tenía 27 años. El caso de Marc es diferente. Él ha disfrutado de los mejores años de la organización con unos muy buenos equipos y competitivos. Ahora mismo atraviesan por un periodo de cambios junto a, quizás, algunas decisiones cuestionables en los despachos. Ha sido un año duro. Marc es un gran profesional. Se molesta con la situación, pero sabe que lo que debe hacer es salir y jugar«, concluye Pau.

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*