EE UU investiga si Facebook violó el consentimiento de sus usuarios en el caso de la fuga de datos electorales

Facebook abrió con su plataforma social una nueva frontera a la hora de diseñar las campañas electorales. La masa de datos que acumula de sus usuarios es muy valiosa y son una mina para las consultoras políticas como Cambridge Analytica, que prometen a los candidatos hacer perfiles muy precisos y detallados de los votantes potenciales para que así puedan decirles exactamente lo que quieren escuchar.

Seguir leyendo.

Portada Edición América de EL PAÍS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*