El Supremo de Brasil aboca a Lula a su inminente ingreso en prisión

Brasil es el reino de lo imprevisible, de los meandros burocráticos, de los más sorprendentes apaños de última hora, pero todo indica que el expresidente  Luiz Inácio Lula da Silva está a punto de convertirse en presidiario en los próximos días. El Supremo Tribunal Federal (STF) del país decidió cerca de la una de la madrugada del jueves -hora local, seis de la madrugada en Europa- rechazar por un estrecho margen de seis votos contra cinco el recurso de Lula contra su ingreso en la cárcel como consecuencia de la condena a 12 años por corrupción que le fue impuesta el pasado enero. Es posible que su paso por la prisión sea efímero, tal vez apenas unas semanas, porque a la defensa del expresidente le quedan algunas balas que gastar en esa dirección. Pero las posibilidades de evitar ese trance parecen ahora mínimas para quien llegó a ser hace una década uno de los líderes políticos más populares del planeta.

Seguir leyendo.

Portada Edición América de EL PAÍS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*