La propaganda del miedo no funciona

En un vídeo del gobernante PRI, aparece el candidato favorito para las presidenciales de México, Andrés Manuel López Obrador, de Juntos Haremos Historia, y en un montaje paralelo se intercalan frases suyas o promesas de campaña con imágenes de violencia en Venezuela. El final del spot oficial es: “Miedo o Meade”. En otro, no patrocinado, una mano anónima va dibujando las desgracias que acechan a México si el líder de Morena triunfa al tercer intento el próximo 1 de julio: caída de la Bolsa, fuga de capitales, dólar por las nubes, cierre de las fronteras por Donald Trump, polarización en las calles, discordia, violencia, represión, crimen organizado, toque de queda, miedo, golpes de Estado, falta de medicinas, adiós a las pensiones, redadas, policía política y denuncias entre padres e hijos, una pesadilla casi nazi, que solo podrían impedir los ciudadanos votando en su contra. Hablando de Hitler, otro montaje, utilizando una famosa escena de la película El hundimiento (La caída, en México), presenta al Führer/AMLO enterándose por su staff del avance de José Antonio Meade en las encuestas: “Llamen a mis medios paleros, que saquen todos sus escándalos, inventen algo», grita López Obrador. Ricardo Anaya, de Por México al Frente, segundo en los sondeos, es objeto más bien de burlas y de troleo en los vídeos, aunque llegó a decirse que tenía vínculos familiares con el actual presidente Peña Nieto, como le ocurre también a Meade, el tercero en liza. Por no hablar de las noticias falsas, medias verdades y medias mentiras que circulan por las redes, verdadero campo de batalla de estas presidenciales.

Seguir leyendo.

Portada Edición América de EL PAÍS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*