Juancho lidera a su equipo ante unos Cavs sin oficio ni beneficio

Las dinámicas están para romperse, o eso dice el dicho, pero en esta ocasión el pronóstico era claro y se cumplió a rajatabla: era un partido para que los apostantes sacaran un mínimo beneficio, pero seguro. Los Nuggets no especularon y vencieron a los Cavaliers en Cleveland por 91-110.

Sólo al principio los locales tuvieron opciones para desplegar algo de juego. Fue gracias al ímpetu tanto fuera como dentro de Cedi Osman, la pelea en los tableros de Tristan Thompson y la salida de los bloqueos de Jordan Clarkson. El equipo de Ohio dominaba los primeros compases con una buena diferencia, entre los cinco y los diez puntos a favor, pero era sólo una ilusión.

Juancho Hernangómez llegó para romper los esquemas. Saliendo como primer recambio de Mike Malone, como está siendo habitual esta temporada, el madrileño empezó a enchufar triples y fue eso lo que activó a los demás compañeros para ir a por los Cavs cumpliendo esa hoja de ruta. Con los lanzamientos exteriores los Nuggets le dieron muy pronto la vuelta al marcador: no tardaron ni medio cuarto en poner el partido boca abajo, dominando ellos con una distancia cercana a la decena. A Cleveland se le apagó la luz en un segundo periodo que perdieron por 15-35 y dejaron campar a sus anchas al rival.

Y ahí se acabó casi todo. Luego ya llegarían más puntos de los Harris, Plumlee, Millsap o Murray, pero ya sólo como colofón. El trabajo estaba hecho. Los Cavaliers fueron muy débiles mentalmente, como se puede entender por su situación (sin entrenador fijo, con jugadores que piden el traspaso, sin su estrella de los últimos años y con una tara de derrotas que ya se amplía a siete en ocho partidos).

Hernangómez completó sus números en la segunda parte para terminar con 23 puntos, con 5/8 en triples, en 29 minutos. Si había algún partido para lucirse también en la faceta numérica, ésta era la ocasión y Juancho aprovechó con creces: fue el máximo anotador del partido.

Los Nuggets se ponen 7-1 y le miran a los ojos a los todopoderosos Warriors en uno de los mejores inicios de temporada de su historia en la NBA.

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*