El Gobierno de Bolsonaro agita el fantasma de la limpieza ideológica

El estreno de Jair Bolsonaro al frente del Consejo de Gobierno de Brasil no dejó lugar a dudas. A través de uno de sus ministros más cercanos, el nuevo Ejecutivo agitó el fantasma de la limpieza ideológica al anunciar que despedirá a los puestos de confianza de anteriores Gobiernos. La ciudadanía “dijo basta a las ideas socialistas y comunistas”, dijo el ministro de la Casa Civil, Onyx Lorenzoni. Su otra gran promesa, reactivar la economía mediante privatizaciones, dio los primeros pasos con el anuncio de sacar a concesión varias infraestructuras de transporte.

Seguir leyendo.

Portada Edición América de EL PAÍS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*