Pelicans y Lakers negociarán y habrá contraoferta por Davis

Estamos a las puertas de los últimos cuatro días de mercado en la NBA, con fecha límite en el jueves. Al margen de otros movimientos, y este año además puede haber sorpresas importantes, todo pivota ahora mismo en torno al futuro de Anthony Davis, que sigue (lesionado) esperando acontecimientos mientras a su alrededor gira el torbellino originado por su petición de traspaso y la certeza de que con Rich Paul como agente (la mano derecha de LeBron) su intención era forzar la salida en esta ventana de mercado a Los Angeles Lakers.

Más allá de todo el ruido y el cruce de informaciones, rumores y filtraciones que ha habido en los últimos días, todo apunta a una negociación que sí se va a producir por mucho que de entrada los Pelicans hablaran de «ni coger el teléfono» a los Lakers. Según una información de los periodistas de LA Times que siguen a los Lakers, Tania Ganguli y Broderick Turner, en los próximos días (y obviamente antes del jueves) habrá conversaciones formales entre las dos franquicias y los Pelicans no solo valoran hacer la operación sino que piensan ya en una contraoferta en la que pedirían dos primeras rondas (además de jugadores) y que los Lakers se lleven alguno de los contratos nocivos de su roster. Todas las miradas están en el alero Solomon Hill y sus 13,2 millones la próxima temporada, aunque el nombre de Nikola Mirotic podría estar sobre la mesa si se incluyen las citadas rondas por parte de L.A.

Los Lakers hicieron el pasado miércoles un acercamiento con cinco propuestas sobre la mesa. La más jugosa (y al margen de otros veteranos que puedan completar la operación, como Beasley, Caldwell-Pope o Rondo): Lonzo Ball, Brandon Ingram, Kyle Kuzma e Ivica Zubac con una primera ronda. Los Pelicans van a pedir seguro, aunque finalmente se caigan Zubac o Kuzma (no Lonzo e Ingram) de la propuesta, otro pick. Pero en cualquier caso, entrar en ese terreno ya formaría parte del trazo fino de la negociación, inestable siempre pero un escenario mucho mejor del que se pintaba para los Lakers hace unos días.

Los Pelicans han visto en las últimas horas como los Knicks se borraban por ahora de la puja con la operación Porzingis, y temen que en verano la oferta de los Lakers sea más baja que la actual y que los Celtics lleguen metidos en problemas con el futuro de Kyrie Irving y no hagan la suculenta propuesta con la que ahora podrían soñar en NOLA. Así que, con toda esa información en la mano, se puede asegurar que como mínimo van a pasar muchas cosas durante los próximos días. El jueves es la fecha tope para saber el desenlace.

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*