Los Raptors pierden y Marc Gasol se queda en un solo tiro

Menos de 48 horas del triunfo tremendo de los Raptors en OKC tras prórroga, los Thunder devolvían visita y ganaron en Toronto (109-116), algo que ya se está convirtiendo en tradición ya que es el cuarto año seguido en el que lo consiguen.

En muchas cosas el partido fue similar, claro, con los mismos equipos cara a cara. Pero esta vez, sencillamente, los Thunder parecieron más intensos (llevaban cuatro derrotas seguidas y se asomaban a un octavo puesto del Oeste que seguramente conduzca a una primera ronda contra los Warriors) y estuvieron más acertados: con un plan de juego similar, doblando pases tras penetraciones de sus estrellas, firmaron un 20/43 en triples por el 13/43 de dos días antes en acciones muy similares…

Grant (5, 19 puntos) y Ferguson (3 y 11) fueron determinantes, com un Schroder que sumó 12 puntos en el último cuarto y 26 en total con 6 rebotes y 7 asistencias. Él solo sumó más que todo el (sospechoso) banquillo (18) de los Raptors, uno de los grandes problemas de Nurse de cara a los playoffs. Otros: Siakam (25+5) volvio a parecer el mejor jugador de su equipo en el arranque del partido y volvió a influir poco en el juego al final, sentado cuando los Thunder se escaparon en la primera mitad del último cuarto (los triples de Paul George convirtieron un 91-93 en un 91-101 ya definitivo). Los canadienses volvieron a dejar escapar una ventaja de dobles dígitos (58-48 al descanso) en el segundo tiempo (y esta vez no lo arreglaron al final) y Kawhi Leonard anotó 20 puntos en el último cuarto y 37 totales pero estuvo impreciso, con errores impropios de su mejor versión y el doble de pérdidas que de asistencias (4 por 8). Además, Lowry volvió a no jugar por problemas en un tobillo y su equipo se fue a 22 pérdidas y solo 8 puntos en transición. Significativo, como que Marc Gasol estuviera en pista más de 28 minutos y solo anotara dos puntos (5 rebotes, 6 asistencias): con un mate que fue su único tiro del partido… a 1:40 del final. El español, con Jorge Garbajosa en la grada, funcionó bien como distribuidor primero y desapareció del flujo del ataque después. Ante su exequipo, Serge Ibaka terminó por su parte con 11 puntos y 6 rebotes.

Total, que los Raptors quedan en 51-22, a tres partidos de los Bucks por si soñaban con darles caza y ya con las mismas derrotas que los Warriors, por si suenan con la ventaja de campo en unas hipotéticas Finales contra el campeón. Es mucho soñar… Los Thunder fueron muy intensos, jugaron como lo que son, un equipo a la caza de las sensaciones perdidas (43-30 ahora), rompieron el ritmo de los Raptors con una defensa muy agresiva y atacaron sin descanso con un buen Paul George (28+6+5) y un Russell Westbrook poco eficiente (6/20 en tiros) pero muy activo (18+12+13 y 4 robos). Parecieron mejor equipo a la hora de la verdad y sumaron un triunfo importante en un momento muy delicado de la temporada. Y como es un equipo tremendamente racheado, quizá sea el comienzo de otro acelerón fuerte…

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*