CBS estrena la ‘Zion Cam’ para seguir todo lo que hace Zion

Duke está, como no podía ser de otra forma, en el Sweet 16 de un March Madness 2019 en el que las grandes sorpresas han sobrevolado el torneo pero no se han materializado: 14 de los 16 primeros por ranking están en el Sweet 16, los 12 primeros (todos los seed 1, 2 y 3) y dos números cuatro. Los Blue Devils estaban, de hecho, literalmente derrotados ante la UCF del gigante Tacko Fall (2,29), que ganaba 76-73 a falta de 15 segundos. Estos llegó una concatenación de hechos que salvó al equipo de Mike Krzyzewski, que reconoció que habían “tenido suerte”. Zion Williamson, su gran estrella y futuro número 1 del próximo draft, sumó un 2+1 pero no acertó con el tiro libre. El rebote fue para RJ Barrett, que por su parte será 2, 3 o como máximo 4 del mismo draft, que anotó debajo del aro: cuatro puntos seguidos y 76-77 para Duke, que se salvó en una última jugada en la que el aro escupió de forma increíble los dos intentos finales de UCF, primero una penetración de BJ Taylor y después un palmeo de Aubrey Dawkins que, dio la sensación, habría sido canasta en el 99% de los casos. El 100 fue este… y Duke, número 1 del Este, avanzó con un tremendo susto en el cuerpo.

Zion, eso sí, no decepcionó: 32 puntos, 11 rebotes y 4 asistencias. Y muchas canastas para mantener vivo a un equipo enredado en defensas zonales de su rival. Ya en primera ronda, el fenómeno de 2,01 y casi 130 kilos había sumado 25 puntos y 3 rebotes. Así que su participación en el torneo, la única de su carrera porque va a irse a la NBA, no está decepcionando. Y CBS lo está aprovechando, hasta tal punto que ha estrenado un equipo especial, lo ha llamado ‘Zion cam’ para seguir a un jugador que ya es uno de los deportistas más mediáticos de Estados Unidos sin haber hecho todavía su debut en la NBA.

El productor Marc Wolff lleva 35 años trabajando en el torneo de la NCAA con CBS y asegura que nunca se había hecho nada igual, con ninguna otra estrella universitaria: “Hay una cámara con él todo el tiempo que está en pista. Se recoge todo lo que hace. Estamos pendientes de él las 24 horas, los siete días de la semana…”. Además, Wolff asegura que en sus años en ese trabajo no ha conocido a un jugador tan determinante como Zion en el nivel universitario: “Y yo que pensaba que Bill Walton era dominante en pista. Pero ves a este chico...”.

Todos los esfuerzos de CBS están destinados a mantener la tremenda prosperidad de un torneo que es el que más réditos económicos da en Estados Unidos. CBS y Turner tienen un contrato por el que pagan anualmente unos 771 millones de dólares a la NCAA, y además lo han ampliado de 2025 a 2032 por 1.100 millones totales más. Pero es que en 2017 el beneficio en publicidad para estos canales fue de unos 1.285 millones. Y el año pasado, más de 1.300. La inversión en publicidad ha ido creciendo alrededor de un 5% anual desde 2014. Durante las poco más de dos semanas que dura, habrá unas audiencias televisivas de unos 100 millones de espectadores y casi 800.000 verán en directo los partidos hasta la Final Four, que este año se juega en Minneapolis.

El March Madness da más beneficios que los playoffs de la NFL (1.680 millones) y los playoffs de la NBA (970) y la MLB (468).

 

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*