Así quedarían los playoffs de la NBA 2019 sin Conferencias

Los Playoffs de la NBA arrancan este sábado con su formato habitual: los ocho mejores del Este al concluir la Regular Season y los ocho del Oeste se enfrentaran cada uno por su lado hasta las Finales de junio, donde las Conferencias se encontrarían. Una tradición que se pierde en el tiempo y que en los últimos años se ha cuestionado principalmente por la debilidad del Este.

Este curso, por ejemplo, los ocho primeros del Oeste han accedido a las rondas finales con 48 o más victorias y una media de 51,5 triunfos, mientras que al otro lado del país, solo cinco equipos llegaron o superaron las 48 y su promedio cae casi tres puntos: 48,9, el mínimo en el Oeste.

Un escenario que se ha repetido con demasiada asiduidad las últimas campañas. La pasada, para no irnos muy lejos, Denver cerró el año con 46 encuentros ganados y se quedó fuera de los Playoffs. Fueron dos victorias más que las cosechadas por Miami (6º en el Este) y Milwaukee (7º) y tres más que las de Washington (8º). La media de victorias de los ocho primeros en el Oeste fue de 51,3; en el Este, de 49,4.

Números que reflejan la diferencia de potencial entre una costa y la otra, y que agita la idea de renovar el sistema y premiar a los 16 mejores conjuntos de la NBA, no a los ocho triunfadores de cada una de las Conferencias. Si ese plan estuviera en funcionamiento ya este curso, la postemporada habría quedado de esta manera (SportsCenter):

Conferencia A

Milwaukee Bucks (1) – Detroit Pistons (16).

Utah Jazz (8) – Boston Celtics (9).

Houston Rockets (5) – San Antonio Spurs (12).

Denver Nuggets (4) – Los Angeles Clippers (13).

Conferencia B

Toronto Raptors (2) – Brooklyn Nets (15).

Philadelphia 76 (7) – Oklahoma City Thunder (10).

Portland Trail Blazers (6) – Indiana Pacers (11).

Golden State Warriors (3) – Orlando Magic (14).

Estos nuevos Playoffs no habrían variado en cuanto a los 16 conjuntos que se han clasificado esta temporada, pero sí que modificarían los cruces y un poco a los cabezas de serie (Top-8): cinco en el Oeste (entraría Utah) y cuatro en el Este (Boston caería una posición en el global).

El principal inconveniente para este sistema es el aumento en el número de kilómetros que harían los equipos. En el caso de la nueva eliminatoria entre Blazers e Indiana en comparación con la actual entre Pacers y Celtics, los de McMillan tendrían que hacer 2.205 kilómetros más. El viaje en avión aumentaría en cuatro horas. Portland, por su parte, recorrería 700 kilómetros extra y añadiría una hora a su desplazamiento.

Un problema que la NBA se toma muy en serio y está tratando de minimizar año a año con la reducción de backs to backs (partidos en días consecutivos): los equipos solo han disputado 13,3 de media esta campaña. El año pasado el promedio estaba en 14,4 y en el curso 2014-15, en 19,3. Además, por segundo curso consecutivo no hubo cuatro duelos en cinco noches seguidas y por primera vez no se jugaron ocho en doce.

«Hay que seguir intentando reducir la cantidad de viajes y generar así más descanso para nuestros jugadores. Si aplicamos el calendario actual y el formato actual de temporada a unos playoffs en los que se clasifican los 16 mejores estaríamos añadiendo kilómetros de viaje. Tendríamos equipos cruzando el país en la primera ronda», dijo Adam Silver, comisionado de la Liga, en octubre de 2017. 

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*