Jayson Tatum, el gran culpable de la llegada de Kemba a Boston

El nombre de Boston Celtics no se encuentra en la lista de los grandes agitadores del mercado de la NBA de este verano. Al menos en cuanto a refuerzos se refiere. La llegada de Kemba Walker para reemplazar a Kyrie Irving ha sido el movimiento estrella de la franquicia, a pesar de sufrir otras bajas importantes como la de Al Horford, Marcus Morris o Terry Rozier.

Este cambio de cromos en la dirección de juego pretende recuperar la química en un grupo que ha acusado, en mayor o menor manera, las puntuales declaraciones públicas de su ex-estrella a lo largo del curso pasado. Esa falta de liderazgo por parte de Kyrie es lo que buscarán los Celtics en Kemba, un jugador capaz de hacer competir a los Hornets hasta el punto de rozar los playoffs la temporada pasada.

Muchos eran los pretendientes que estaban tras él en el actual mercado de fichajes pero ha sido su amigo y nuevo compañero Jayson Tatum quien ha influido en la estrella para que tome la decisión de firmar con los Celtics. «Creo que tuve gran parte de culpa de que él viniera aquí. Estuve con él en París. Nunca le dije que viniera pero sí que me encantaría que se uniera al equipo y cómo era jugar aquí», contaba el alero a ESPN, mostrándose bastante motivado de cara al futuro: «Estoy listo para que comience la nueva temporada y que todos nos apoyemos y nos rodeemos entre nosotros, encontrando la química que ponga esto en marcha».

El próximo curso, Tatum contará con mayor protagonismo debido a las numerosas bajas, y tanto él como los aficionados esperan que muestre todo potencial y se convierta, junto con Walker, en uno de los pilares del equipo: «Estoy buscando dar un salto más grande. Ser más vocal. Ser más líder. Simplemente ser una mejor versión de mí mismo«.

Kemba: «Mi decisión fue en gran parte gracias a Tatum»

Por su parte, la nueva estrella de la franquicia de Massachusetts, Kemba Walker, corroboró las palabras de su nuevo compañero: «Hablamos durante bastante tiempo. Cuando salimos de París, pasaron los días y llegó la agencia libre. Entonces tomé mi decisión y en gran parte fue gracias a él«.

«Hablamos sobre la ciudad, los fans, el ambiente, el entrenador Stevens, de algunos jugadores y de cómo fueron las cosas el año pasado«, enumeraba el base, que incluso sin empezar la temporada mantiene una química idónea con el que apunta a ser uno de los pilares del equipo. Algo que, sin duda, no se apreciaba el curso pasado con su anterior líder. 

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*