LeBron pone las cosas en su sitio: 32+7+10 para ganar en el Staples

Los Lakers vuelven a la senda por la que deben transitar si quieren cumplir sus objetivos esta temporada. Los Clippers, más archirivales que nunca, les sacaron de los raíles en el debut, dejando una muy buena imagen también ante los Warriors en una primera semana donde ya asustan, y el equipo de púrpura y oro se quedó un poco frío con un estreno que han mejorado en la segunda intentona de la campaña. 

Los Jazz, que sí habían abierto el año con victoria (ante los Thunder), fueron los invitados a la sala de experimentos de Frank Vogel, que quiso hacer algún ajuste -como cabe comprender- en este partido tras el mal regusto del anterior. Donovan Mitchell volvió a estar demasiado solo y se nota que, pese a mantener la estructura, los nuevos fichajes necesitan adaptación al esquema de Quin Snyder. 

Se empezó el duelo por los aires con Anthony Davis ante Rudy Gobert. Ése fue el punto de partida que necesitaba el de los Lakers, comenzar bien y con confianza para empezar a ganarse a la parroquia del Staples. No le salían los tiros desde lejos, pero dominaba cuando se acercaba. Sí metió un tiro sin querer, intentando dar un pase de alley-oop que terminó en un tiro improvisado para delirio de la grada. Los Jazz estaban pasando sin pena ni gloria por el partido a pesar de que es un equipo al que le cuesta perder la compostura. Uno de los que sigue esa línea es Mike Conley, que lleva 4/27 en tiros en los dos primeros partidos con su nueva camiseta. Dwight Howard, sin embargo, puede errar pero va con energía renovada y está apretando cuando puede (también pasó con Tyson Chandler el año pasado, aunque no acabara bien) sabedor de que la baja de Cousins le ha abierto una puerta bien grande. 

Sólo Troy Daniels, un arma potente para Vogel como microondas, desarmó el plan de partido: dominar por dentro. Se cumplió en ambos equipos ante el desacierto (16/51) y ahí apareció LeBron para ayudar a Davis e imponer la ley del más fuerte.

James estuvo notable y salió ovacionado tras completar una gran línea estadística: 32 puntos, 7 rebotes y 11 asistencias. AD acabó con 21 puntos, 7 rebotes y 5 tapones. Gobert quedó empequeñecido y sólo Donovan Mitchell, autor de 24 puntos sin mucho fallo, sacó bien la cara por los suyos. La primera para los Lakers.

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*