¿Un ‘draft’ a ciegas en la NBA?

La NBA sigue y seguirá parada hasta nueva orden por la pandemia del coronavirus, una enfermedad que todavía está en expansión en muchas partes de Europa y América. Eso ha hecho también que, al hallarse Estados Unidos en estado de emergencia, allí se pare también la maquinaria que surtirá de jugadores a los equipos de la gran liga norteamericana para los próximos años. La NCAA se ha cancelado, con los Jayhawks de Kansas cerrando el prestigioso ranking que elabora The Associated Press en primera posición, y eso deja sin más exposición a los chicos que pretendían presentarse al Draft 2020

RELACIONADO | Más de mil millones en el limbo: un año sin Madness en EEUU. 

Kiki VanDeWeghe, vicepresidente de la NBA, ha mandado recientemente una circular a los equipos de la NCAA que ha desvelado ESPN en la que habla de posibles cambios en los procesos de estudio y selección de cara al draft

Se restringen los partidos y se restringen, en consecuencia, los viajes de los ojeadores a esos mismos, de haberlos, y la oportunidad de los protagonistas de deslumbrarles. 

Dos ejemplos para ver la globalidad del problema y que además están fuera del circuito habitual, el de la NCAA, ambos por razones muy distintas: LaMelo Ball y James Wiseman. Ball se ha perdido la parte final de la temporada en la NBL australiana, donde había destacado y no sólo por números, tras lesionarse un tobillo… y la poca muestra ofrecida puede jugar en su contra. Wiseman abandonó la liga universitaria tras el escándalo de los pagos de Hardaway a su familia para reclutarle, tras lo que ha estado entrenando y ganando cuerpo con el preparador físico de LeBron James… pero ha jugado sólo tres partidos. Los dos esperaban poder convencer a los scouters en los workouts preparados en abril y mayo, pero ahí es donde va a estar el problema: lo lógico es que muchos no tengan lugar.

RELACIONADO | Rick Pitino vuelve a la NCAA teniendo contrato en la Euroliga

No debería haber mayor problema en la celebración tanto de la lotería, que se usa para escoger las posiciones en las que eligen los equipos de la NBA, como del propio draft, programado originalmente para el 25 de junio

Si nos metemos en una simulación, Warriors (15-50), Cavs (19-46) y Wolves (19-45) serían los que más opciones, igualados los tres con el formato actual de probabilidades, tendrían de llegar al nº1, que no está claro a quién pertenecerá. 

Los distintos medios especializados no tienen un diagnóstico claro. Anthony Edwards, un escolta de 1,92 de la Universidad de Georgia, parece el favorito, pero Ball y Wiseman andan a la zaga. El atlético Obi Toppin ha ido subiendo mientras que Cole Anthony, otro de los que estará en la pugna, pierde algo de fuerza. Onyeka Okongwu, que estuvo en Chino Hills con LaMelo Ball, podría ser la gran sorpresa. Y luego están los que juegan en Europa… Al no haberse decidido todavía las cancelaciones definitivas en la Liga Endesa, Euroliga y competiciones secundarias, los Deni Avdija (Maccabi, Israel), Theo Maledon (ASVEL, Francia), Leandro Bolmaro (Barça, Argentina), Killian Hayes, Arturs Zagars o Aleksej Pokusevski podrían verse beneficiados por la atención que captarían al serlos únicos en marcha y si sus partidos se juegan antes de la elección definitiva.

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*