La NBA plantea a sus jugadores una reducción del 25% del salario

La NBA continúa planteando escenarios a los actores que protagonizan la competición. En las últimas horas le ha tocado a los jugadores, quizás los principales o los que más focos tienen sobre ellos. La competición que dirige Adam Silver desde la oficina central de Nueva York tiene cada vez más claro que será necesario un calendario reducido en caso de que se quiera o pueda terminar esta temporada 2019/20, algo sobre lo que también presionan debido a que en ello les va un dinero que no quieren desperdiciar. Se pone sobre la mesa, de nuevo, el aspecto salarial. Hoy, 1 de abril, los jugadores recibirán su cheque correspondiente al mes de marzo, en el que se paralizó la NBA y muchos otros torneos, pero el futuro ahora es incierto

Adrian Wojnarowski (ESPN) informa de las últimas novedades en torno a la negociación que ya se mantiene. El escenario de que se cancelen partidos de fase regular, lo más probable, está contemplado en el CBA, el convenio colectivo firmado por NBA y NBPA, si es por una causa de fuerza mayor, lo cual incluye entre sus opciones las pandemias (como se ha catalogado el coronavirus). En cuanto haya partidos cancelados, esta cláusula entra en juego. Se está iniciando una ronda de conversaciones entre la Liga y el sindicato para llegar a un acuerdo en reducciones de salario para los jugadores; de no darse pronto, se continuarían los pagos de forma normal y los jugadores deberían devolver posteriormente el porcentaje que se requiera si es que se terminan cancelando partidos que, por ahora, están sólo suspendidos. Cada encuentro que termine no jugándose supone un 1% del salario total de un jugador y la liga norteamericana calcula que la retención que tendría que forzar podría llegar hasta el 25% de las cuentas particulares. 

Marc Stein (The New York Times) hace hincapié en las variantes de pagos que hay en la NBA. 12 ó 24 pagas y más o menos espaciado en el tiempo. El problema lo tendrán, sobre todo, los que lo tienen de noviembre a noviembre, que representan el 90% de la totalidad de la Liga, porque han cobrado menos de la mitad y la Liga presionará para hacer caja ahí. Destaca la situación de representados por Rich Paul, de Klutch Sports: LeBron James, John Wall, Kentavious Caldwell-Pope, Dejounte Murray, Miles Bridges, Darius Bazley, Darius Garland, Terrance Ferguson y Trey Lyles, además de otros fuera de Klutch como Kevin Durant o Kyrie Irving, tienen ya asegurado la mayoría del dinero en sus cuentas personales. Es una forma de recibir rápido el pago, en sólo seis meses, que quedará excluida de otro supuesto: ver si lo de rebajar el salario de los directivos es suficiente o tienen que empezar también a hacerlo con los jugadores a los que les faltan catorce cheques por cobrar.

Sección NBA | Baloncesto | Diario AS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*