Fernando Carnota, duro con Daniel Gollán: “Creen que se puede hacer todo con plata”

Luego de las declaraciones de Daniel Gollán, quien contó que “una señora le dijo” que la foto del festejo en Olivos “con un poco más de platita en el bolsillo es otra cosa”, el periodista Fernando Carnota sostuvo que “hay una decadencia de moral”, porque creen que “con plata se puede hacer todo”.

La 1-5/18: luego del estreno de la ficción de Adrián Suar los memes dieron su veredicto

“Estaba pensando en el filósofo Gollán, que hoy habló y que dijo que con platita en los bolsillos todo cambia. Por lo menos él dice que todo cambia: la gente con platita en los bolsillos se vuelve ciega, piensan que la gente es tonta directamente”, dijo el conductor de +El Noticiero (LN+), quien por estos días reemplaza a Eduardo Feinmann.

El exministro de Salud de la provincia de Buenos Aires habló en Radio Con Vos, donde planteó que las ausencias en los comicios del 12 de septiembre se condensaron en “un sector que venía muy golpeado”. En ese sentido, también relató que una señora le dijo que “no fue a votar ‘porque estamos mal’”. “Y alguien del grupo le preguntó si le molestó la foto (de la fiesta clandestina en Olivos) y contestó: ‘La foto con un poco más de platita en el bolsillo es otra cosa’. Y eso es lo que valora la gente”, aseveró.

Las palabras del exministro de Salud y ahora candidato a diputado generaron un fuerte revuelo y rechazo en la sociedad. “Creen que se puede hacer todo con la plata y no se puede, de hecho, no lo pudieron hacer para las PASO”, agregó el periodista.

Después de hacer un repaso entre lo sucedido durante la pandemia y los últimos meses, el conductor aseveró que “hay decadencia moral”, mientras recordaban el caso del chico que sufrió una golpiza para robarle la bicicleta. “Tenés filósofos como Gollán que te dicen que a la gente con un poco de platita no le importa nada y que la festichola no les hubiese importado nada y hubiesen ganado la elección. Y decís: qué buen concepto tienen de la ciudadanía. ¡Qué bien!”, afirmó con ironía.

Y siguió: “Mirá qué concepto miserable que tienen, que creen que por dos mangos con cincuenta se llevan a toda la gente por las narices. El problema de Gollán no es que mientras él fue ministro de la provincia de Buenos Aires se hacía la fiesta clandestina en Olivos. En vez de condenar la fiesta dice: lástima que se conoció la foto cuando no tenían platita en el bolsillo porque si la hubiesen tenido no pasaba nada”, agregó con ironía.

LA NACION

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*