Un juez tumba los procesos contra dos acusados del caso Iguala. Y este podría ser solo el principio

A casi cuatro años de la desaparición de 43 estudiantes en Iguala, México, el proceso judicial avanza lentamente en los juzgados, partido en pedazos, entre presiones políticas, acusaciones y golpes de timón. En un hecho inédito estos años, un juez ha desestimado este lunes los cargos contra dos de los presuntos implicados en lo sucedido. También ha rechazado el caso de la fiscalía contra un expolicía de Iguala, además de la acusación contra un presunto integrante de Guerreros Unidos, la banda criminal sospechosa de organizar la cacería de los 43 en septiembre de 2014.

Seguir leyendo.

Portada Edición América de EL PAÍS

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*